Diferencias entre deuda y haber | 2022


No todas las diferencias entre deuda y haber son obvias o fáciles de entender. Entreambos son fuentes de financiación de una empresa, pero proceden de fuentes distintas y sus implicaciones asimismo son diferentes.

En este artículo, luego, explicaremos cuáles son los puntos secreto que nos permiten distinguir entre deuda y haber.

Pero primero, necesitamos fijar cada concepto. La deuda es una obligación de suscripción que tiene una persona natural o jurídica con destino a un tercero. Es proponer, básicamente nos referimos a un préstamo o un crédito. Por ejemplo, un préstamo que una empresa obtiene del tira.

El patrimonio neto, por su parte, corresponde a todos aquellos instrumentos que componen la financiación propia de la empresa. Se prostitución principalmente de fondos propios de la empresa que se refieren al haber social (participación de socios), reservas (de utilidades retenidas y otras fuentes), etc. En pocas palabras, son los capital que pertenecen a la misma empresa.

Diferencias entre deuda y haber en origen

Las diferencias entre deuda y patrimonio se dan, en primer zona, en términos de origen o procedencia. La deuda corresponde a terceros, es proponer, personas naturales o jurídicas que no forman parte de la empresa. Por ejemplo, un tira o aquellos inversores privados que compran un bono emitido por la empresa.

Por el contrario, el patrimonio corresponde a los capital propios de la empresa. Como hemos explicado anteriormente, son aportaciones de los accionistas o proceden de los beneficios generados por la actividad económica de la empresa.

Diferencias en la forma de remuneración

Como debes entender, los préstamos generan intereses y esta es la carga financiera que soporta la empresa con su prestamista. Por consiguiente, la forma en que se paga el préstamo a través de la deuda es devolverlo, pero no sólo la cantidad recibida inicialmente (principal de un préstamo), sino asimismo los intereses.

Cuando, por el contrario, la financiación se realiza mediante haber propio, la remuneración se produce con el suscripción de dividendos. Esto, si la empresa decide no quedarse con las utilidades, sino distribuirlas entre los accionistas.

Diferencias en las implicaciones fiscales

Los intereses pagados sobre la deuda adquirida son un escudo fiscal para la empresa. Posteriormente de deducirlos, la cantidad sobre la que se estima el impuesto sobre sociedades (IS) o el impuesto sobre la renta (IR) disminuye.

Sin confiscación, este no es el caso en el caso de las acciones, ya que los dividendos se distribuyen a posteriori del suscripción del SI. Sin confiscación, cerca de señalar que lo que puede estar sujeto a impuestos son los ingresos por dividendos. Es proponer, si una persona recibe dividendos, pagaría un tributo por esta entrada de boleto. La tasa impositiva dependerá del país. Asimismo, si el socio que recibe los dividendos es otra empresa, las reglas varían porque la idea es que el IS o el IR no tributen dos veces. Nuevamente, todo está sujeto a cada ámbito regulatorio.

Lo que podemos concluir es que la deuda genera cargas financieras que reducen la cojín imponible, reducen el impuesto a respaldar por la empresa y pueden mejorar los estados financieros de la empresa. Sin confiscación, con la equidad no sucede lo antedicho. Para entender esto mejor, podemos ver el ulterior ejemplo:

Analicemos el caso de la empresa YZI, la cual presenta el ulterior estado de resultados en su final gimnasia fiscal.

estado de resultados valencia del dólar estadounidense
Utilidad neta o ventas 40.500
– Costos de saldo 30,000
Ganancia bruto 10,500
-Gastos generales, de personal y administrativos 7,500
EBITDA 3,000
– Amortizaciones y provisiones 1,000
Ganancias antaño de intereses e impuestos (BAIT) o EBIT 2,000
+ Ingresos extraordinarios 200
– Gastos extraordinarios 400
resultado ordinario 1,800
+ Ingresos financieros
– Gastos financieros 200
Ganancias antaño de impuestos (BAT) o EBT 1,600
– Impuesto de sociedades (25%) 400
BENEFICIO O RESULTADO NETO DEL EJERCICIO 1200

Los cargos financieros son intereses generados por una deuda adquirida por la empresa para la negocio de maquinaria. Ahora, imaginemos que en zona de pedir un préstamo, la empresa ha recurrido a sus propios capital para obtener el activo fijo.

En este caso, suponiendo que las demás cifras no varíen, el BAT sería igual al resultado ordinario y el SI se calcularía sobre US$ 1.800.

1,800 x (25%) = $450

El escudo fiscal generado por los intereses sería:

(1,800 – 1,600) x (25%) = $ 50

Como podemos ver, al respaldar intereses sobre la deuda, la utilidad neta de la empresa disminuye. En consecuencia, los impuestos pagados al fisco asimismo caen.



Source link