Ya llegó a España Jollibee, el gigante filipino de comida rápida, con una inversión de 10 millones de euros

El gigante filipino del pollo frito llega a España.
pollo frito

Jollibee, es conocido como el gigante filipino de comida rápida, además de la popularidad por su exquisito pollo frito “Chickenjoy”. Acabamos de conocer que abre las puertas de su primer restaurante en Madrid este otoño.

En consecuencia, la empresa tiene previsto invertir en Europa un aproximado de 50 millones de euros. De esos unos 10 millones de euros van dirigido con el propósito de expandir la marca en el territorio español.

Fuerte debut de Jollibee en España

Por lo notificado, esta multinacional filipina propone establecer más de 400 puestos de trabajo. También ha expresado que su estrategia de llegar al mercado español es ofrecer su “menú con un toque tropical” y que sea asequibles al bolsillo del cliente.

Ernesto Tanmantiong, quién es el consejero delegado de Jollibee Foods Corpotation, se siente animado de haber llegado al mercado español. Alegando que: “La apertura de Jollibee en España es una línea que forma parte de nuestra visión. De convertirnos en una de las cinco empresas más relevantes de restauración del mundo y nuestro compromiso de crecimiento en Europa”

“El segmento del pollo frito, carece de representación en el mercado de la restauración en España, a diferencia de otros mercados. Por eso estamos confiados en presentarle a la sociedad española el “Chickenjoy” por el cual somos populares y nos veneran alrededor del mundo”, resaltó.

Por otro lado, Dennis Flores, Presidente de Jollibee en Asia, Oriente Medio, Europa y Australia expresa lo siguiente: “Jollibee presentará en su primer establecimiento en Madrid, un diseño nuevo de restaurant. Cuya finalidad es proporcionar tanto un espacio acogedor como un servicio cuidadoso, el cual es el sello característico de nuestra empresa.”

Clara BredA, Manager General de Jollibee en España, está muy contenta con la llegada de la multinacional al mercado español. Manifestando que: “Aunque la pandemia se la ha puesto difícil a la industria de la restauración en España y alrededor del mundo. Nos sentimos muy entusiasmados en abrir en Madrid el primer Jollibee”, concluyó.